El impacto que ha tenido en el mundo la telefonía móvil es evidente y las estadísticas así lo demuestran.  Veinticinco años después de su lanzamiento comercial, 1 de cada 2 habitantes del planeta cuenta con un teléfono móvil.  Esta rápida adopción ha hecho que el celular se convierta en la tecnología de comunicación más ubicua de la historia de la humanidad, transformando la forma en que las sociedades y las comunidades se organizan y desarrollan sus actividades y negocios.

Aunque su uso más evidente es el de la comunicación, sus aplicaciones están trascendiendo el área exclusivamente comercial y avanzan al campo de la solución de algunos de los mayores problemas que aquejan al mundo actual. Precisamente sobre esto último, se desarrolló del 13 al 15 de octubre pasados, en  Johannesburgo, Sudáfrica, la conferencia MobileActive08, un encuentro mundial acerca de los usos sociales de la telefonía móvil, en el que se reunieron más de 380 profesionales de fundaciones, asociaciones, organizaciones comunitarias, operadoras de celulares y activistas de 40 países.

Leer el resto de este artículo »

3 sugerencias